PARO INTERNACIONAL DE MUJERES: Y la tierra tembló

PARO INTERNACIONAL DE MUJERES

Y la tierra tembló

La marcha del 8M ocupó en forma total la Avenida de Mayo, la 9 de Julio hasta Belgrano, algunas laterales y las Diagonales Sur y Norte. Alrededor de 500.000 personas, en su mayoría mujeres, lesbianas y trans.

Multitudinaria, diversa, cantada y bailada fue la marcha con la que culminó la jornada histórica de lucha del 8M. El segundo paro internacional de mujeres comenzó con un ruidazo, cortes de calles, asambleas en los lugares de trabajo y la intervención en redes sociales a partir de las 11. A la tarde, con marchas en todas las provincias y la principal desde Plaza de Mayo al Congreso finalizó con la lectura de un extenso documento que señalaba las principales demandas del Segundo Paro Internacional Feminista en la Argentina: contra los despidos y el ajuste del Gobierno, por el aborto legal, seguro y gratuito, y para decirles basta a las violencias femicidas y travesticidas y a la violencia económica y estatal que las sostienen.

Todas las centrales sindicales adhirieron a la marcha y muchas al paro. También las organizaciones sociales y partidos políticos. En la provincia de Buenos Aires algunos municipios como La Matanza, Ensenada y Avellaneda dieron asueto a sus trabajadoras para sumarse al paro. Mientras que Vidal, Larreta y Macri solo dejaron traslucir que probablemente no hagan descuentos por el día de paro.

Nuevamente la marcha se plantó frente al Gobierno macrista: “Rechazamos el uso oportunista de las licencias parentales y de la referencia a la brecha salarial por parte del Gobierno en el contexto de despidos masivos y de la reciente sanción de la reforma previsional neoliberal”. Además, se señaló que durante este año el gobierno intensificó la represión, las cacerías contra militantes y la criminalización de la protesta y la persecución sindical. Reclamaron justicia por Santiago Maldonado y denunciaron el asesinato por la espalda a Rafael Nahuel y la persecución a la comunidad mapuche.

Las políticas neoliberales que lleva adelante el macrismo pegan fuertemente sobre los colectivos que ya se encuentran precarizados, como las mujeres. La brecha de ingresos entre varones y mujeres tiene su origen en diversos fenómenos que son determinantes: la desigual distribución entre trabajo productivo y reproductivo entre varones y mujeres, la mayor informalidad laboral de estas, así como la menor valorización de las profesiones del cuidado que están ocupadas por mujeres de forma mayoritaria.

Según los últimos datos de la Encuesta Permanente de Hogares (INDEC) la brecha de ingresos entre varones y mujeres para el segundo trimestre de 2017 se ubica en el 27%. En un informe del CEPA se señala que entre 2004 y 2015 hubo una importante disminución pasando del 33% al 22%. En cambio, hacia 2017, vuelve a ascender, asociado a la desregulación de hecho (desocupación creciente, falta de control y guiño a empresarios por parte del Ministerio de Trabajo, etc.) del mercado de trabajo. A su vez, hace referencia al carácter positivo y reparador que han tenido las moratorias previsionales por las cuales se pudieron jubilar 3 millones de trabajadoras y trabajadores, siendo un 86% de mujeres. Es por esto que la reforma previsional las afecta particularmente. La misma valoración hace sobre la Asignación Universal por Hijo, la cual ocupa un rol fundamental en los ingresos de las trabajadoras informales con hijos, muchas de las cuales son cabeza de familia.

Cristina se refirió al 8M en las redes y señaló que, si tuviera que elegir el mayor logro del movimiento feminista en Argentina, sería el proceso de cambio cultural que está construyendo. “Hay una primera victoria: ya nada volverá a ser como antes.”

La multitudinaria manifestación pone en evidencia que el proceso de ampliación de derechos que se dio en la década kirchnerista no fue en vano. Refleja una toma de conciencia política y organizativa de los diversos colectivos que lucharon durante décadas por la igualdad y mejores condiciones de existencia. La Ley de Matrimonio Igualitario, de Identidad de Género, la Ley de protección integral a las mujeres, así como las políticas públicas que pusieron en primer plano el derecho a la salud, la educación y el trabajo de todos y todas. Hoy estas conquistas peligran día a día y gran parte del pueblo no está dispuesto a ceder ni un tantico así.

EXTRACTO DEL DOCUMENTO 8M

  • “Hoy estamos acá porque construimos juntas un segundo paro internacional feminista. Paramos contra los despidos, el ajuste del gobierno y por el aborto legal, seguro y gratuito. Paramos porque venimos a decirle basta a las violencias femicidas y travesticidas y a las violencias económicas y estatales que las sustentan.”
  • “Hoy paramos y marchamos hacia el Congreso de la Nación para exigir la urgente aprobación del Proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (…) En nuestro país se realizan entre 370.000 y 520.000 abortos clandestinos por año. Hoy el aborto clandestino, e inseguro, sigue siendo la principal causa de muerte de personas gestantes.”
  • “Paramos las ocupadas y desocupadas, las asalariadas y las que cobramos subsidios, las trabajadoras de la economía popular y las que realizamos tareas domésticas y de cuidado. Paramos las privadas de libertad explotadas en cárceles provinciales. Contra el ajuste del neoliberalismo magro que encara en nuestro país el gobierno de Macri y la Alianza Cambiemos con la connivencia de los gobiernos provinciales. Rechazamos la precarización total de nuestras vidas.”
  • “Por el cese de los despidos y la flexibilización laboral que intentan disciplinar a la clase trabajadora. Contra la reforma laboral en todas sus variantes, defendemos los convenios colectivos de trabajo y el conjunto de los derechos laborales. Pedimos la reincorporación de todas lxs despedidxs. Exigimos la derogación inmediata de la reforma previsional porque implica un retroceso para las amas de casa y trabajadoras domésticas informales.”
  • “Más presupuesto para políticas públicas que garanticen tareas de cuidado: escuelas infantiles y jardines comunitarios para trabajadoras, con vacantes suficientes. Repudiamos que el ‘presentismo’ como premio castigue las tareas de cuidado que quedan a cargo principalmente de las mujeres.”
  • “Exigimos representación de mujeres en la cúpulas sindicales y paridad en la representación gremial. Exigimos inclusión de las demandas de las mujeres en las paritarias. Y que sean paritarias sin techo: sin condicionamientos de parte del gobierno y los empresarios.”

EL ANÁLISIS DE CRISTINA

  • “Si tuviera que elegir el mayor logro del colectivo feminista en Argentina, es el auténtico proceso de CAMBIO CULTURAL que está construyendo.”
  • “Ya nadie podrá insultar impunemente a una mujer por su condición de tal y ser festejados por los medios de comunicación. Y si lo hacen, sabremos que son machistas.”
  • “Ya nadie podrá preguntarle a una mujer como iba vestida cuando la agredieron sexualmente. Y si lo hacen, sabremos que son machistas.”
  • “Ya nadie criticará a una mujer por decir presidenta en lugar de presidente, ni se burlará cuando se dirija a todos y a todas. Y si lo hacen, también sabremos que son machistas.”
  • “Ya nadie podrá agraviar a una persona por su decisión de unir su identidad al género. Y si lo hacen sabremos que, además de machistas, son despreciables.”
  • “Parecen cambios menores. Pero créanme, no lo son. El machismo, el patriarcado (este concepto se lo debo a mi hija feminista), es antes que nada una construcción cultural. Y de su derrota dependen todas las otras victorias: la política, la económica y la social.”
  • “En este segundo Paro Internacional de Mujeres -tercero nacional en Argentina- hay una primera victoria: ya nada volverá a ser como antes.”
Compartir